Lifting de muslos

Los cambios de peso y el acumulo de grasa en zonas de piel poca elástica dan un aspecto envejecido a las piernas y especialmente a los muslos. La cruroplastia persigue el rejuvenecimiento de esta región para conseguir una piel tersa y un volumen de grasa bien distribuido.
 
Bajo anestesia general o raquídea mediante una cicatriz escondida en la ingle o en la zona medial del muslo se elimina el exceso de grasa y piel del muslo asociando liposucción del resto de la pierna para distribuir adecuadamente los volúmenes y mejorar el resultado.
 
Este procedimiento conlleva generalmente uno o dos días de ingreso y un postoperatorio de reposo relativo durante diez a quince días. Se debe llevar una prenda compresiva de manera continua durante el primer mes. La colaboración del paciente para mantener una alimentación equilibrada y hacer ejercicio regularmente es imprescindible para conservar el resultado a largo plazo.
 

Para más información póngase en contacto con nosotros.

Estaremos encantados de atenderle.