Conoce todo sobre el procedimiento de rinoplastia

06/06/2017
todo sobre el procedimiento de rinoplastia
Conoce todo sobre el procedimiento de rinoplastia
Valora este post

En https://www.miguelfernandezcalderon.com/ como expertos en cirugía plástica y estética queremos que conozcas todo sobre el procedimiento de rinoplastia. Esta es una de las cirugías más comunes. Si estás pensando en hacerte esta operación sigue leyendo y aprende un poco más sobre el tema.

Aprendiendo lo básico sobre esta cirugía

La rinoplastia se refiere a la operación de la nariz, con la meta de que la persona tenga mayor armonía facial y una mejor proporción en su cara.

Este tipo de cirugía también puede corregir problemas respiratorios causados por defectos estructurales en la nariz.

La rinoplastia puede tratar:

  • El tamaño de la nariz, para aportar un mayor balance en la cara.
  • Ancho de la nariz en el puente o el tamaño y la posición de las fosas nasales.
  • Perfil de la nariz con jorobas o depresiones visibles en el puente.
  • Punta de la nariz alargada, con inclinación, en forma de gancho o que esté viendo hacia arriba.
  • Fosas nasales que son grandes, anchas o levantadas.
  • Asimetría nasal.

Muchas personas toman la decisión de operarse porque quieren una nariz más simétrica. Pero, es básico tomar en cuenta que la cara de todas las personas es de alguna forma asimétrica. Por lo que, los resultados no serán perfectamente simétricos, aunque la meta de cualquier cirujano es crear un buen balance y proporción correcta del paciente.

Rinoplastia para corregir el tabique desviado

Este es un procedimiento que se lleva a cabo en la nariz para mejorar las vías de aire obstruidas. Requiere una evaluación muy cuidadosa de la estructura nasal, ya que se relaciona con el flujo de aire y la respiración.

La corrección del tabique desviado se logra ajustando la estructura nasal para producir una mejor alineación. Esta es una de las causas más comunes de deterioro respiratorio y de ahí la importancia de esta cirugía.

¿Eres buen candidato para la rinoplastia?

Podrías ser un buen candidato para la rinoplastia si cumples con algunos requisitos básicos. Entre ellos que tu crecimiento facial sea completo, que estés físicamente sano, que no fumes. Y que tengas una forma positiva de ver la vida. Así como metas realistas para la mejora de tu apariencia.

Casi cualquier persona puede ser elegible para hacerse este tipo de procedimientos. Aunque lo mejor es consultar al doctor para conocer si tienes algún tipo de limitaciones.

La estructura ósea de la nariz debe estar totalmente formada, de ahí que uno de los requisitos básicos es que el crecimiento facial sea completo. Por lo que este procedimiento generalmente no se hace en adolescentes. Aunque, como las mujeres se desarrollan antes que los hombres, quizás pueda hacerse la cirugía a los 15 años, mientras que para los hombres la edad recomendada es de 17 o más años.

Todo sobre el procedimiento de la rinoplastia

Hoy en día la rinoplastia es un procedimiento ambulatorio. Lo que significa que los pacientes que quieren mejor solo el aspecto de la punta no necesitan quedarse toda la noche en la clínica, sino que pueden ir a casa luego de un breve período de recuperación.

La cirugía se puede llevar a cabo con anestesia local, el paciente está sedado, relajado, pero consciente. Sin embargo en pacientes que precisan de una intervención de rinoplastia completa puede ser necesaria una anestesia general, lo que permite que el paciente duerma durante toda la cirugía. Este generalmente tarda entre 1 y 3 horas. Para preparar al paciente para la cirugía se le lava la cara profundamente y se le proporcionan medicamentos al paciente de forma intravenosa así como fluidos.

Una vez que el paciente fue anestesiado con éxito la cirugía debe comenzar. De ahí en adelante, todo dependerá del tipo de rinoplastia que se está haciendo el paciente. Algunos requieren pequeñas incisiones dentro de las fosas nasales, lo que le permite al doctor levantar la piel y eliminar o añadir la estructura deseada.

Se usará injertos para cambiar la forma de la punta si lo que busca es una nariz muy pequeña o fina en pacientes con pieles gruesas. Para estrechar la nariz se necesita realizar pequeñas fracturas en la base de la nariz mediante un osteotomo. Esta herramienta es parecida a un pequeño cincel y se usa cuidadosamente para romper los huesos nasales, con mucha precisión. El exceso de hueso en la giba puede ser limado.

Finalizada la operación

Una vez que a la nariz se le ha dado la forma que el paciente necesitaba se cierran las incisiones. Se inserta unos tapones nasales en la nariz para mantener la vía aérea abierta, además ayuda a reducir el sangrado y la hinchazón. Igualmente se utilizará una férula nasal para mantener la reducción de la fractura de los huesos nasales en posición.

Luego de que se inserta el relleno se tapa la nariz, y se coloca un pequeño yeso, para ayudar a mantener la nueva forma. Esta es la primera etapa del período de sanación y recuperación de la operación de la nariz.

Tipos de rinoplastia

Al momento de realizar la rinoplastia el cirujano plástico, de acuerdo al paciente y sus objetivos, puede escoger entre dos métodos, que son rinoplastia cerrada y abierta.

  • Rinoplastia cerrada: el procedimiento de esta cirugía requiere de incisiones dentro de las narinas. Luego se despega la piel y otros tejidos para que se separen de la estructura osteocartilaginosa, de esta manera se pueden conseguir cambios importantes a nivel de la giba y la anchura nasal pero limitados cambios a nivel de la punta. Es un procedimiento mínimamente invasivo y no deja cicatrices. La inflamación es menor, pero los cambios que se pueden conseguir y la precisión de la técnica al no ser visual también es menor.
  • Rinoplastia abierta: esto le da más acceso a los cirujanos a la estructura ósteocartialginosaa de la nariz. En este procedimiento el doctor hace una incisión horizontal en la columela para que la punta de la nariz pueda ser levantada y darle forma. Este método deja unas pequeñas cicatrices que con el tiempo se hacen casi imperceptibles. Aunque la inflamación tarda más tiempo en disminuir la precisión y exactitud con el que se puede hacer los cambios de las estructuras a tratar hace que sea la preferida por el Dr Miguel Fernández Calderón en la mayoría de ocasiones.

Otros tipos de rinoplastia

Dependiendo de las necesidades del paciente y lo que aspira a tener como resultado final podemos diferenciar otros tipos de rinoplastia, que son:

  • De revisión:algunas veces llamada segunda rinoplastia, este procedimiento se lleva a cabo en pacientes que ya tuvieron una rinoplastia. Se usa para corregir cualquier detalle o hacer cambios cosméticos en pacientes no satisfechos completamente con el resultado anterior, hay que valorar cuidadosamente las posibilidades de mejoría y los riesgos a la hora de entrar en una segunda intervención de rinoplastia. En multitud de ocasiones se precisan injertos de cartílago para tratar deformidades dependientes de intervenciones previas y fascia temporal para mejorar la cobertura de la piel que queda debilitada tras sucesivos tratamientos.
  • De relleno o rinomodelación: es una solución no-permanente en la cual el cirujano usa rellenos inyectables para reparar imperfecciones en la estructura nasal. Se puede cambiar la orientación de la punta y corregir pequeños defectos pero hay que tener en cuenta que siempre la nariz aunque pueda ser más armónica quedará más grande.
  • Reducción: es la más frecuente en nuestro entorno, si el paciente siente que su nariz es muy grande, o que las fosas nasales son muy acampanadas, puede hacerse una rinoplastia de reducción. En la que se elimina parte del hueso o cartílago para dar forma a la nariz. La idea es que se vea más proporción entre las características faciales.
  • Aumento de tamaño: sobre todo para pacientes con nariz étnica de tipo asiática que desean una occidentalización del rostro, son pacientes que tienen la nariz muy pequeña con respecto a su cara. Los cirujanos le dan nueva forma a la nariz de acuerdo a lo deseado.
  • Post-traumática: si el paciente ha sufrido de una herida por traumatismo. Que afecte tanto la apariencia cosmética como la función de la nariz, se realiza este procedimiento. Es común para reparar narices rotas o corregir el tabique nasal desviado, generalmente puede precisar de injertos y se trata de intervenciones complejas.
  • De reconstrucción: los pacientes que requieren esta reconstrucción son aquellos que perdieron una parte de su nariz o toda por un accidente, herida o enfermedad-.Es un procedimiento avanzado y complicado.

Recuperación de la rinoplastia

Luego de la rinoplastia se colocan tapones nasales y una ferula en el exterior. Esto para proteger las nuevas estructuras durante el proceso de cicatrización.

Al principio el paciente sentirá hinchazón, pero eso poco a poco irá bajando en días o semanas. En general, puede pasar un año hasta que la nariz se vea a la perfección, sobre todo en la punta. En ese período irá notando cambios graduales en la apariencia de su nariz.

Luego del procedimiento el cirujano le dará instrucciones sobre cómo cuidar la nariz, los medicamentos que debe aplicar en la zona y los que debe tomar vía oral, para ir curando poco a poco la herida y reducir las posibilidades de infecciones.

Asegúrate de preguntar al doctor qué esperar durante el período de recuperación, aspectos como:

  • El tiempo de reposo.
  • Los medicamentos necesarios.
  • Hasta cuándo deberás tener puestos los vendajes.
  • Cuándo te quitarán los puntos.
  • Consulta cuándo puedes volver a tus actividades normales y cuándo puedes ejercitarte.

Recuerda, que es un procedimiento relativamente simple, pero que requiere un tiempo para sanar.

¿Qué hacer los primeros días y semanas?

En los primeros días de recuperación lo ideal es que duermas con la cabeza elevada para ayudar a reducir la hinchazón y prevenir el flujo de sangre hacia la zona de la cirugía.

También debes cepillarte los dientes con mucho cuidado, evita mover mucho la cara, come comidas que no requieran masticarse mucho. Y puedes usar hielo para reducir la hinchazón y aliviar el dolor. Revisa los vendajes de acuerdo a lo que indicó el doctor.

Luego, en las semanas siguientes los pacientes deben evitar hacer ejercicios y otras actividades físicas hasta que reciban el permiso del doctor. Es básico utilizar protector solar y usar gafas de sol por al menos 4 semanas.

Habitualmente aparecen unos moratones que van cediendo las primeras semanas.

Siempre sigue las instrucciones del cirujano plástico, la inflamación bajará entre 10 días y 2 semanas. La mayor parte de la hinchazón habrá desaparecido entre 4 y 6 semanas después, pero, como ya mencionamos, una pequeña inflamación perdurará por entre 12 y 15 meses después de la cirugía, esta es casi imperceptible.

Ya sabes todo sobre el procedimiento de rinoplastia. ¿Tienes alguna duda? ¿Quieres pedir cita para este u otro tipo de cirugías? Escríbenos.

 

Posted in Noticias by Arianna Silva | Tags:

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aqui

ACEPTAR
Aviso de cookies