Razones para hacerse una labioplastia

25/09/2019
Razones para hacerse una labioplastia

El número de procedimientos de cirugía íntima ha incrementado los últimos años. En esta oportunidad, desde la clínica del Dr. Miguel Fernández Calderón, hablaremos sobre las razones para hacerse una labioplastia. Gracias a este tipo de procedimiento las mujeres pueden mejorar la apariencia de sus genitales, así como corregir algunos problemas de salud.

¿Qué condiciones se pueden corregir con la labioplastia?

La labioplastia es una cirugía ambulatoria en la que se modifica la apariencia del área genital de la mujer. A este procedimiento también se le conoce como ninfoplastia y su objetivo es conseguir una mejor proporción entre los labios mayores y los menores.

Tras la operación de labios genitales las pacientes disfrutarán de beneficios estéticos y funcionales. Es decir, no solo estarán más cómodas con su apariencia, sino que acabarán con problemas como el dolor genital, infecciones, etc.

La cirugía de labioplastia más común es la reducción de los labios menores, aunque también se puede tratar la delgadez en los mayores.

Muchas mujeres buscan hacerse esta cirugía genital porque no les gusta la apariencia del área vaginal. Además de las molestias físicas que puede llegar a provocar cuando el tamaño de los labios es excesivo. Sin embargo, hay otras condiciones que se pueden tratar con una labioplastia:

  • Atresia vaginal. Es un problema congénito en el que el aparato genital no se desarrolla por completo y el pasaje vaginal está ausente.
  • Agenesia Mülleriana. Es un trastorno poco frecuente en el que los conductos de Müller embrionarios no se desarrollan.
  • Condiciones intersexuales. Cuando las personas nacen con características biológicas masculinas y femeninas, por lo que es difícil asignarles un sexo al nacer.

También se realiza una labioplastia durante la operación de reasignación de sexo.

Corrección del tamaño de los labios

Los labios vaginales no suelen ser simétricos, por lo general uno es más grande que el otro. Además, los genitales femeninos sufren cambios a lo largo del tiempo. Su forma y tamaño se pueden alterar debido al envejecimiento, el parto, por accidente o al usar piercings genitales.

Estas condiciones pueden aumentar la asimetría y la incomodidad de las mujeres. Es allí cuando recurren a la reducción de los labios menores como una solución viable.

Aumentan las solicitudes de rejuvenecimiento vaginal

La labioplastia en Madrid es un procedimiento que se ha vuelto muy popular en las últimas décadas. Entre otras razones podemos destacar que el tema del rejuvenecimiento vaginal prominente es uno de los que destaca cuando se trata sobre la belleza femenina. Es decir, que ya no es un tema tabú, sino de algo que se habla con mayor libertad.

Hay que destacar que no solo son las mujeres adultas quienes solicitan este procedimiento. La labioplastia en jóvenes también es conocida, aunque no siempre recomendada. A través de Internet las mujeres de menor edad tienen más acceso imágenes de genitales femeninos idealizados; esto produce confusión sobre la verdadera apariencia que deberían tener.

Pero antes de que una joven se realice esta intervención hay que tener en cuenta que lo ideal es esperar a que haya finalizado la etapa de desarrollo. La labioplastia solo está recomendada en adolescentes cuando hay alguna lesión o existe una deformidad física en la zona genital que provoque molestias en las actividades cotidianas.
reduccion de labios menores

Razones para hacerse una labioplastia

Las mujeres que buscan hacerse este tipo de cirugía van impulsadas por distintos motivos. Algunas solo lo hacen por razones estéticas o por mejorar su vida íntima.

Lo que es seguro es que esta intervención puede afectar para bien la calidad de vida de la mujer.

Estas son algunas de las razones para pensar en una labioplastia:

Mejorar problemas de salud

Como mencionamos con la cirugía de labios genitales es posible corregir ciertas deficiencias funcionales. De esta manera aumenta la calidad de vida de las mujeres.

Además, el tamaño excesivo de los labios puede dificultar la higiene íntima y provocar infecciones. Al corregir el tamaño se evita que esto suceda.

Eliminar el dolor al hacer deportes

El tamaño de los labios vaginales puede ser un problema al ejercitarse. En especial al practicar ciertas actividades deportivas como el ciclismo o correr, debido a que puede provocar mucho dolor.

De hecho hay casos en los que permanecer sentado mucho tiempo se convierte en un problema por la incomodidad que causa. Esta es una de las razones para hacerse una labioplastia.

Mejorar las relaciones sexuales

En primer lugar, si la mujer no está contenta con la apariencia de sus genitales no disfrutará de las relaciones sexuales. Por lo tanto, la cirugía se convierte en una alternativa para recuperar la confianza.

Por otra parte, cuando los labios menores son muy grandes, puede haber dolor debido al roce o posibles tirones. La cirugía favorece la desaparición del dolor durante la actividad sexual, así como la inflamación.

Eliminar la irritación

Así como este problema puede provocar infecciones, también provoca irritación en la zona vaginal por el roce de los labios.

Esta irritación se elimina al quitar el exceso en los labios vaginales.

Recuperar la confianza en sí misma

Esta es una ventaja inherente a cualquier cirugía estética. La labioplastia mejorará el aspecto de la vagina y hará que desaparezcan los complejos que pueda tener la mujer por su apariencia.

Al estar más cómodas con su aspecto incidirá en su confianza en sí misma, en la vida diaria y en la intimidad.

La paciente se sentirá mejor al practicar deportes, con la ropa que viste y al usar bañadores.

Resultados rápidos y permanentes

Otro de los beneficios de esta operación es que los resultados son inmediatos. Se trata de una cirugía ambulante que no implica mucho tiempo de baja. Sin embargo hay que seguir las indicaciones del médico para tener una recuperación rápida.

Estas medidas incluyen permanecer de reposo en casa al menos durante dos días; utilizar agua fría para lavar la zona; secarse con una toalla suave sin arrastrarla, y utilizar ropa suelta y cómoda los primeros días.

Tras una operación de este tipo no se suelen presentar muchas complicaciones, más allá de la inflamación y hematomas que se producen ante cualquier intervención. Estos son otras razones para hacerse una labioplastia. Si quieres saber más sobre este procedimiento, pide una cita en nuestro consultorio.
Razones para hacerse una labioplastia #infografia

Fuente infografía

Posted in Noticias by Marelys Torres | Tags: ,